» » Cómo conocer los mejores vinos

Cómo conocer los mejores vinos

admin 15 de octubre del 2020 Gastronomia No hay comentarios

Para un buen amante del vino, algunos detalles hacen mucho más fácil identificar que estás probando – o no – una bebida de calidad. Sin embargo, para la mayoría de las personas que tienen el hábito de beber vino pero que no se consideran expertos en el tema, no es tan sencillo saber que se está frente a una buena cosecha.

Unos simples consejos pueden ayudarte a identificar si tu estás consumiendo los mejores vinos que hay en el mercado. ¿Qué tal si lo compruebas?

Los detalles de la etiqueta que te ayudan a identificar un buen vino

El análisis de un vino todavía comienza en la etiqueta, donde podemos encontrar información importante sobre el vino que está a punto de degustar. Comprobar el nombre de la casa productora, el año de la cosecha, el nombre del vino, la región o subregión donde se produjo y la uva, son algunos de los cuidados que se deben tener al elegir una etiqueta.

Los mejores vinosPor supuesto, para conocer la relevancia de la información encontrada, hay que tener un conocimiento previo de cada una de ellas. Así que estudiar un poco sobre las mejores bodegas, cosechas y regiones – además de sus uvas y tipos de vino – puede ayudarle a estar más preparado para elegir la etiqueta que se llevará a casa. Es imposible saber si un vino es bueno o no si no se tiene algún tipo de conocimiento previo sobre el tema.

Las características de un buen vino se perciben al degustarlo

Que te guste o no un vino es una evaluación muy personal, después de todo, diferentes personas pueden identificarse con diferentes gustos, aromas y experiencias sensoriales. Por eso, por ejemplo, puedes probar un vino súper premiado, pero no lo encuentras tan sabroso.

Aunque el gusto por algo sea una situación en la que no podemos influir, puedes aprender a identificar las características comunes de un buen vino:

El vino expresa las características de la región en la que fue hecho. Por lo tanto, los vinos de la misma región pueden tener características en común;
Visualmente, los buenos vinos no tienen partículas en suspensión o depositadas cuando se sirven;
El aroma del vino también es característico, así que si no presenta aroma o se refiere a algo que está estropeado, esto ya es un signo de una bebida de baja calidad;
Es difícil definir un sabor de calidad o no, ya que hay vinos más ácidos, amargos, dulces o suaves, pero que aún se consideran productos de alto nivel. Por lo tanto, siempre es importante saber el tipo de vino que se está probando y sus principales características, para juzgar su sabor;
Los vinos de calidad inferior suelen dejar un amargor residual en la boca y, en algunas personas, causan dolores de cabeza.

admin